lunes, noviembre 10, 2008

El FMI acaba de despertar de su largo letargo


En efecto, el FMI se acaba de enterar que el año 2008 y, más todavía, el 2009 no serán tan buenos como ellos pronosticaban en sus informes (World Economic Outlook) de octubre del año pasado, así como de los de enero, abril e incluso de octubre de este.


Y es que, hace solo un mes atrás, el 13 de octubre, un día después de que los gobernantes de los 15 países que usan el Euro se reunieran el París, el Director Ejecutivo del FMI declaró campante que “el pico de la crisis ha quedado atrás” (www.france24.com/en/20081013-peak-crisis-over-says-imf-chief-financial-crisis-strauss). Los eventos que se han ido sucediendo en EEUU y el resto del mundo después de esas optimistas declaraciones no le han dado la razón. Por lo que sus técnicos de primera línea acaban de realizar –la semana pasada- un ‘ajuste’ bastante drástico hacia abajo respecto a las cifras de sus proyecciones anteriores (incluída la de octubre 2008).


Veamos las diferencias que se pueden detectar, limitándonos a comparar sus datos de crecimiento económico, comparando los que consignaban en abril de este año con los que acaba de publicar días atrás para el año entrante (breve selección) y que pueden ser de interés para calibrar los efectos que podría tener el la tremenda desaceleración (proyectada) sobre nuestra economía:



Comprendemos que el Directorio y, muy en especial, el Director Ejecutivo del FMI, hayan estado preocupados y muy atareados para sacar del entuerto a Dominique Strauss-Kahn, por esa agradablemente romántica noche que compartiera con una simpática señora (empleada senior del FMI) en el apacible ressort alpino de Davos en enero de este año. Afortunadamente ha sido absuelto, tanto por el estudio de abogados externo del organismo, como por su liberal esposa, de manera que no tuvo que ser expulsado, ni del organismo, ni de su casa, como le sucediera el año pasado al tristemente célebre Presidente del Banco Mundial.


Pero no creemos que eso haya sido motivo para afectar a los expertos que proyectan el crecimiento, la inflación y la restricción externa de todos los países que son miembros (185 en total) del guardián y brazo financiero del mundo. Además, dadas las diferencias en las tasas de crecimiento proyectadas, uno se pregunta qué modelo global y qué criterios usan para equivocarse de esa manera.


En todo caso, confirma el hecho que para estos asuntos –me refiero a las proyecciones- los economistas somos tan buenos como los meteorólogos. Además, en su defensa, hay que añadir el hecho de que el FMI tiene que adoptar una posición ‘políticamente correcta’, en el sentido que no puede enfrentarse a los gobiernos-miembros, por lo que –casi siempre- tiende a realizar pronósticos que cuadran aproximadamente con los muy optimistas de las autoridades económicas de esos países, aparte de que –sobre todo si hay recesiones- su ‘realismo’ podría agravar la situación de algún país por el lado de las expectativas.


La tabla siguiente es aún más sorprendente, porque corresponde a los ajustes de las proyecciones que el FMI ha realizado (publicadas el 6 de este mes) respecto a las que dió a conocer en su WEO de hace solo un mes:



Fuente: Nov. 6, 2008: www.imf.org/external/pubs/ft/weo/2008/update/03/pdf/1108.pdf (p. 5).



Gracias a la crisis financiera, la moral del personal del FMI debe haberse recuperado, ya que por fin tendrán trabajo y podrán volar por todo el mundo, dejando a un lado -¡que otra cosa iban a hacer en su estado de desempleo oculto!- sus Playstation 3, sus Xbox 30, sus Wii o sus tableros de ajedrez, según los gustos de cada cual. Habrá muchos países que pedirán su ‘ayuda’, la que estaba bastante alicaída si observamos el descendente stock de préstamos que acaeció en años recientes. Para esos préstamos (‘stand-by’ y otros más extendidos) actualmente disponen de US$ 250.000 millones, que no es mucho, pero que les permite otorgar ‘sellos de garantía’ a los países y organismos que requieren fondos para sanear sus brechas externas. Acaban de otorgarle préstamos contingentes por US$ 16.000 millones a cada uno, tanto a Hungría, como a Ucrania… y la cola de demandantes es bastante extensa, entre los cuales ocupan los primeros lugares Islandia y Paquistán.


También es interesante que el FMI nuevamente intervenga en los debates y conciliábulos internacionales, de donde había desaparecido últimamente, precisamente porque no calibró la gravedad de la crisis. El Directorio Ejecutivo, como se les observa afanosos a sus miembros en la fotografía adjunta, se reúne prácticamente todos los días, cuando en otros tiempos solo lo hacía los miércoles.